3 de febrero de… 1560

El 3 de febrero de 1560 después de su boda en Guadalajara, Felipe II e Isabel de Valois visitan Alcalá de Henares.

El rey Felipe II siempre mostró afecto por la villa de Alcalá de Henares.

Él mantuvo al Colegio de Doncellas de Santa Isabel que el cardenal Cisneros había fundado para cincuenta jóvenes. Éstas, tanto si elegían ser monjas en el Monasterio de San Juan de la Penitencia como casarse, que tenían que hacerlo en la iglesia del Monasterio, recibían del Rey 400 escudos para dote cuando llegase el momento de “tomar estado”.

También fundó el Colegio Menor de San Felipe y Santiago, que por él se le conoce como Colegio del Rey.

Además dio Privilegio a la Universidad para levantar pendón en las proclamaciones de los reyes.

El rey Felipe II se casó con doña Isabel de Valois el 22 de junio de 1559 en París. En este enlace el Rey fue representado por Fernando Álvarez de Toledo y Pimentel, Duque de Alba. Y el 2 de febrero de 1560 se celebró la Misa de Velaciones en el Palacio del Infantado en Guadalajara, con Felipe e Isabel presentes. Era la primera vez que ambos esposos se veían cara a cara.

Y al día siguiente de la ceremonia, tal día como hoy de 1560 los reyes Felipe II e Isabel de Valois llegaron a Alcalá de Henares de visita.

La Universidad de Alcalá, sabida del enlace real, acordó que se celebrasen solemnes fiestas con certámenes poéticos.

En la parte exterior de la Puerta de Guadalajara se montó un tablado de 120 x 15 metros, con una balaustrada, formando una calle que llegaba hasta la Puerta.

En el tablado se situaron todos los doctores y licenciados de los Colegios con las insignias de sus facultades. Cuando llegaron los monarcas, después de haber sido recibidos por el Rector de la Universidad y el Abad de la iglesia Magistral, Felipe II dijo que deseaba que los festejos se tributasen principalmente en obsequio de la Reina y se marchó de caza con el Conde de Venavente y otros Grandes de su Cámara.

La reina Isabel de Valois, acompañada por doña Juana de Austria, hermana del Rey, visitó el Colegio Mayor de San Ildefonso y luego se marchó al Palacio del Arzobispo de Toledo a descansar del viaje.

Al día siguiente, antes de salir hacia Madrid, el rey Felipe II acudió en “traje de camino” a visitar el Colegio Mayor. En el Paraninfo escuchó un discurso de don Bernardino Manrique, hijo del Conde de Paredes, y la Universidad le obsequió con unos guantes que el Monarca tomó con agrado, diciendo que se los regalaría a la Reina.

Después de esta visita a la Universidad, los Monarcas partieron para Madrid.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s